A Big Child Ministry

Reflexión de Lucas 1:68-79

Posted on: 12/10/2005

Prepara el Camino del Señor.
Por Marco Rubio – abigchild@yahoo.com.mx 
 

Lucas 1:68-79 (NVI)
Bendito sea el Señor, Dios de Israel, porque ha venido a redimir a su pueblo.
Nos envió un poderoso salvador en la casa de David su siervo (como lo prometió en el pasado por medio de sus santos profetas), para librarnos de nuestros enemigos y del poder de todos los que nos aborrecen; para mostrar misericordia a nuestros padres al acordarse de su santo pacto.
Así lo juró a Abraham nuestro padre: nos concedió que fuéramos libres del temor, al rescatarnos del poder de nuestros enemigos, para que le sirviéramos con santidad y justicia, viviendo en su presencia todos nuestros días.
Y tú, hijito mío, serás llamado profeta del Altísimo, porque irás delante del Señor para prepararle el camino. Darás a conocer a su pueblo la salvación mediante el perdón de sus pecados, gracias a la entrañable misericordia de nuestro Dios. Así nos visitará desde el cielo el sol naciente, para dar luz a los que viven en tinieblas, en la más terrible oscuridad, para guiar nuestros pasos por la senda de la paz.
 
¡Ya viene la Navidad!
 
La temporada de adviento es el tiempo cuando debemos Preparar el Camino del Señor. Esto implica que limpiemos nuestros corazones para que Cristo pueda entrar en nuestras vidas nuevamente – como cada año en Navidad, el día que Él nació.
 
Pero algo ha sucedido en los pasados 2000 años de vida Cristiana. Celebramos una fiesta de cumpleaños, la cual preparamos con: comida abundante, finos y caros vino, hacemos toda clase de pasteles y postres, compramos muchos regalos e invitamos a nuestros parientes y amigos. Pero algunas veces (quizás siempre) olvidamos invitar al Festejado, a Jesús.
 
Preparar el Camino del Señor es más que decorar nuestros hogares con miles de brillantes luces de colores. Preparar el Camino del Señor es más que comprar cientos de regalos para mostrarle a la gente lo mucho que la amamos. Preparar el Camino del Señor es más que encender una vela de la corona de adviento cada Domingo. Y Preparar el Camino del Señor es más que decir Feliz Navidad, en lugar de Felices Fiestas.
 
Preparar el Camino del Señor consiste en repensar y examinar nuestro vivir Cristiano… pero esto no necesariamente significa que tengas que ir a la iglesia cada Domingo, o leer la Biblia todos los días, u orar después de despertar, o comprar en esa lujosa librería Cristiana esa carísima playera de moda que dice: “Sí, Soy Cristianos, …Y Luego?”, o dar dinero para apoyar a “No sé quien” en “No sé donde”.
 
Preparar el Camino del Señor significa limpiar nuestros corazones y cada uno de los caminos a él. Esto permitirá que Jesús entre triunfalmente a nuestras vidas.
 
Prepara el Camino del Señor con perdón (perdón verdadero). Pienso que el secreto de esto está en la raíz de las palabras inglesas “forgiven” (perdonar) y “forget” (olvidar). ¡Creo que es la misma! – porque únicamente puedes perdonar verdaderamente cuando realmente olvidas la ofensa o la falta.
 
Prepara el Camino del Señor amando a todos y cada uno, incluso a los que no te caen bien, o los que te traicionaron, o quienes lucen haberte decepcionado.
 
Prepara el Camino del Señor con poderosa fe. Nos ayuda a mantenernos de pie, sin importar las circunstancia y no importa quien (o creamos que) nos ataque. Debemos resistir y mantenernos firmes cuando recibamos un golpe, o dos, o tres, pero demostrando con esto que somos más fuertes que cualquier cosa y cualquier persona en esta vida. Demostrando que Dios esta con nosotros y que somos héroes frente a cualquier adversidad.
 
Prepara el Camino del Señor con feliz Esperanza. Esperanza de que aún en nuestra más oscura noche, Dios continúa con nosotros y que pronto, como el sol sale y nos abraza y nos calienta con su luz y su calor, Jesús hará lo mismo con nuestros corazones y almas también.
Esperanza de podemos ser todo lo que Dios quiere que seamos – ser tan grandes como podamos soñar… ser bendecidos y ser una bendición para aquellos a nuestro alrededor… acercándonos a Dios como nunca lo imaginamos.
 
Prepara el Camino del Señor con Paz. Para de pelear. Deja de pelear contra ti mismo. Cuando piensas que alguien en el mundo está contra ti, y consumes todo tu tiempo peleando… estas desperdiciando tu vida y tu tiempo y viviendo en un infierno personal.
Esta guerra esta dentro de ti. Pero si inviertes tan solo el 10% de esta misma energía, puedes convertir tu pelea en paz. Tu mundo cambiara de infierno a paraíso. Convierte el lugar donde estás en un cielo, para ti y todos lo que te rodean.
“Si Dios está contigo, ¿quien podrá estar contra ti?
 
Y finalmente, Prepara el Camino del Señor con Alegría – la alegría de vivir y disfrutarte a ti mismo… disfrutar quien tú eres. Después de todo, tú eres una creación de Dios. Dios te hizo “completamente en serio”, pero Dios no te hizo para que fueras “completamente serio”.
Tú eres una creación original de Dios y no tienes precio. Tú eres el templo de Dios y Dios esta en ti. Descubre a Dios dentro de ti y en todos los demás… descubre la gran creatividad de Dios.
Y entonces ven a la iglesia y comparte tu Dios y compártete a ti mismo con otros, especialmente con aquellos que no han descubierto aun la Alegría de Dios. Esa alegría que se encuentra dentro de ellos mismo y dentro de otros, y que es la más grande de todas las alegrías.
 
Preparar el Camino del Señor es vivir en acción Cristiana – no para Dios, sino para la gente de Dios – no de vez en cuando, sino todos y cada uno de los días – en cualquier lugar, y sin importar quienes sean.
Esto es lo más importante que podemos hacer por Dios y esto es lo que Dios quiere y espera de nosotros – esto es mucho mejor que una simple oración antes de la cena de Navidad.
 
Cuando has limpiado estos senderos (cuando Preparas el Camino del Señor) a tu corazón con estas acciones, Jesús (el Festejado) estará contigo y recibirás y darás incontables bendiciones… no solo durante la temporada Navideña o en el día de Navidad, sino por siempre y para siempre, siempre, amén.
 
 
 
 
Creative Commons License Marco Rubio 2005
This work is licensed under a
Creative Commons Attribution-Noncommercial-No Derivative Works 2.5 License. Permission is granted to copy, distribute, display and/or perform this work for personal use only, under the following conditions*: 1.- You must attribute the work in the manner specified by the author or licensor [Marco Rubio – abigchild@yahoo.com.mx] and a link to the original source [A Big Child Ministry ~ abigchild.spaces.live.com]; 2.-You may not use this work for commercial or profit purposes; 3.-You may not alter, transform, or build upon this work. 4.-For any reuse or distribution, you must make clear to others the license terms of this work. (*)Any of these conditions can be waived if you get permission from the copyright holder.
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Año Nuevo, Proyectos Nuevos

Después de mucho meditarlo en los últimos meses, he decido poner fin a esta aventura.
Este blog ya no sé seguirá editando más.
Gracias a todos aquellos quienes visitaron con frecuencia este espacio desde que estaba en spaces.live.com.
Marco Rubio.
Enero, 2012.

RSS Mrkts en 4Shared

  • Ha ocurrido un error; probablemente el feed está caído. Inténtalo de nuevo más tarde.
A %d blogueros les gusta esto: