A Big Child Ministry

El Dios En Quien No Creo

Posted on: 07/27/2009

El Dios En Quien No Creo
 
 JacobZammit
 

Yo nunca creeré en:
El Dios que "sorprenda" al hombre en un pecado de debilidad.
El Dios que condene la materia.
El Dios incapaz de dar una respuesta a los problemas graves de un hombre sincero y honrado que llorando dice: "No puedo".
El Dios que ame el dolor.
El Dios que ponga luz roja a las alegrías humanas.
El Dios que esterilice la razón del hombre.
El Dios que bendiga a los nuevos Caínes de la humanidad.
El Dios mago y hechicero.
El Dios que se hace temer.
El Dios que no se deja tutear.
El Dios abuelo del que se puede abusar.
El Dios que se haga monopolio de una iglesia, de una raza, de una cultura, de una casta.
El Dios que no necesita del hombre.
El Dios quínela con quien se acierta sólo por suerte.
El Dios árbitro que juzga sólo con el reglamento en la mano.
El Dios solitario.
El Dios incapaz de sonreír ante muchas trastadas de los hombres.
El Dios que "juega" a condenar.
El Dios que "manda" al infierno.
El Dios que no sabe esperar.
El Dios que exige siempre un diez en los exámenes.
El Dios capaz de ser explicado por una filosofía.
El Dios que adoren los que son capaces de condenar a un hombre.
El Dios incapaz de amar lo que muchos desprecian.
El Dios incapaz de perdonar lo que muchos hombres condenan.
El Dios incapaz de redimir la miseria.
El Dios incapaz de comprender que los niños deben mancharse y son olvidadizos.
El Dios que impida al hombre crecer, conquistar, transformarse, superarse hasta hacerse casi un Dios.
El Dios que exija al hombre, para creer, renunciar a su naturaleza.
El Dios que no acepte un silla en nuestras fiestas humanas.
El Dios que sólo pueden comprender los maduros, los sabios, los situados.
El Dios a quien no temen los ricos a cuyas puertas yacen el hambre y la miseria.
El Dios capaz de capaz de ser aceptado y comprendido por los que no aman.
El Dios que adoran los que van a misa y siguen robando y calumniando.
El Dios aséptico, elaborado en gabinete por tantos teólogos y canonistas.
El Dios que no supiese descubrir algo de bondad, de su esencia, allí donde vibre un amor por equivocado que sea.
El Dios que no esté presente donde los hombres se aman.
El Dios que condene la sexualidad.
El Dios para quien fuese el mismo pecado contemplarse la vista con unas piernas bonitas y calumniar y robar al prójimo y abusar del poder para medrar o vengarse.
El Dios a quién le agrade la beneficencia de alguien que no practica la justicia.
El Dios del "ya me la pagarás".
El Dios que se arrepintiera alguna vez de haber dado la libertad al hombre.
El Dios que prefiera la injusticia al desorden.
El Dios que se conforma que el hombre se ponga de rodillas aunque no trabaje.
El Dios mudo e insensible en la historia ante los problemas angustiosos de la humanidad que sufre.
El Dios a quien interesan las almas y no los hombres.
El Dios morfina para la reforma de la tierra y sólo esperanza para la vida futura.
El Dios que cree discípulos desertores de las tareas del mundo e indiferentes a la s tareas de sus hermanos.
El Dios de los creen que aman a Dios pero que no aman a nadie.
El Dios que defienden los que nunca se manchan las manos, los que nunca se asoman a la ventana, los que nunca se echan al agua.
El Dios que les gusta a aquellos que dicen siempre: "Todo va bien".
El Dios que pretenden que el cura rocíe con agua bendita los sepulcros blanqueados de sus juegos sucios.
El Dios que predican los curas que creen que el infierno está abarrotado y el cielo casi vacío.
El Dios de los curas que pretenden que se puede criticar de todos y de todos menos de ellos.
El Dios de los curas burgueses.
El Dios que dé por buena la guerra.
El Dios que ponga la Ley por encima de la conciencia.
El Dios que fundase un iglesia estática, inmovilista, incapaz de purificarse, de perfeccionarse y de evolucionar.
El Dios de los curas que tienen respuestas prefabricadas para todo.
El Dios que le negase al hombre la libertad de pecar.
El Dios que no siga ironizando sobre los nuevos fariseos de la historia.
El Dios a quien le falte perdón para algún pecado.
El Dios que prefiera a los ricos y poderosos.
El Dios que "cause" el cáncer o "haga" estéril a la mujer.
El Dios a quien sólo se le puede rezar de rodillas, a quien sólo se le puede encontrar en la iglesia.
El Dios que aceptase y diese por bueno todo lo que los curas dicen de él.
El Dios que no salvase a quienes no le han conocido pero le han deseado y buscado.
El Dios que "lleva" al infierno al niño después de su primer pecado.
El Dios que no permitiese al hombre la posibilidad de poder condenarse.
El Dios para quien el hombre no fuera la medida de todo lo creado.
El Dios que no saliera al encuentro de quien lo ha abandonado.
El Dios incapaz de hacer nuevas todas las cosas.
El Dios que no tuviera una palabra distinta, personal, propia para cada individuo.
El Dios que nunca hubiera llorado por los hombres.
El Dios que no fuera la luz.
El Dios que prefiera la pureza al amor.
El Dios insensible ante una rosa.
El Dios que no puede descubrirse en los ojos de un niño o en los de la persona amada o de una madre que llora.
El Dios que se case con la política.
El Dios que no se le revele alguna vez a quien le desee honestamente.
El Dios que destruye la tierra y las cosas que el hombre ama en vez de transformarlas.
El Dios que no tuviese misterios, que no fuese más grande que nuestra comprensión.
El Dios que para hacernos felices nos diera una felicidad divorciada de nuestra naturaleza humana. 
El Dios que aniquilara para siempre nuestra carne en vez de resucitarla.
El Dios para quien los hombres valieran por lo que tienen o por lo que representan.
El Dios que aceptara como amigo a quien pasa por la tierra sin hacer feliz a nadie.
El Dios que no poseyera la generosidad del sol que besa cuanto toca, las flores y el estiércol.
El Dios incapaz de divinizar al hombre, sentándole a su mesa y dándole parte en su herencia.
El Dios que no supiese ofrecer un paraíso donde todos nos sintamos hermanos de verdad y donde la luz no venga sólo del sol y de las estrellas sino sobre todo de los hombres que aman.
El Dios que no fuese amor y que no supiera transformar en amor todo cuanto toca.
El Dios que al abrazar al hombre ya aquí en la tierra no supiera comunicarle el gusto y la felicidad de todos los amores humanos juntos.
El Dios incapaz de enamorar al hombre.
El Dios que no se hubiera hecho hombre con todas sus consecuencias.
El Dios que no hubiera nacido milagrosamente del vientre de una mujer.
El Dios que no hubiese regalado a los hombres hasta a su misma madre.
El Dios en el que yo no pueda esperar contra toda esperanza.

Sí, mi Dios es el otro Dios.

JuanAndresBlavi

  

Creative Commons License
Texto: Juan Arias ©
Imágenes: (Superior) Jacob Zammit, Atlanta, GA; (Inferior) Juan Andrés Blavi Muñoz, Chile. Tomadas de ninodemisojos.blogspot.com

5 comentarios to "El Dios En Quien No Creo"

OLA ME ENKANTO TU TEXTO ESTA GENEAL MMM UN POKO RARO PERO EN ALGUNAS COSAS CONCUERDO CONTIGONO EN TODAS SE FELIZ =) BYE

quiero el libro de: El Dios en quien no creo del autor Jan Arias porfavor donde lo puedo conseguir?

El Dios en quien no creo es: el que conoce mi debilidad y me la presenta en mi camino.

Elia Carolina: puedes bajarlo en pdf de la web. Lo que sí es un poco pesadito, algo más de 7 MB, pero lo bajas con Media Pro y se comprime un poco. Creo que ya no se edita pero en algunas iglesias o catedrales con bibliotecas importantes podrás leerlos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Año Nuevo, Proyectos Nuevos

Después de mucho meditarlo en los últimos meses, he decido poner fin a esta aventura.
Este blog ya no sé seguirá editando más.
Gracias a todos aquellos quienes visitaron con frecuencia este espacio desde que estaba en spaces.live.com.
Marco Rubio.
Enero, 2012.

RSS Mrkts en 4Shared

  • Ha ocurrido un error; probablemente el feed está caído. Inténtalo de nuevo más tarde.
A %d blogueros les gusta esto: